¿30 millones? No, gracias

¿30 millones no, gracias

 

Para tratar de arreglar su escándalo de corrupción en México –lo tiene en varias otras naciones–, el gigante brasileño de la construcción Odebrecht ha realizado tres ofertas económicas al gobierno de nuestro país, cuyos montos me fueron revelados por fuentes cercanas a la negociación.

En un primer contacto, Odebrecht ofreció a la PGR 10.5 millones de dólares, exactamente la misma cantidad que confesó haber dado en sobornos a funcionarios de Pemex entre 2010 y 2014, el final del sexenio de Felipe Calderón y el arranque de Enrique Peña Nieto, según lo confesado por los altos directivos de la empresa a las autoridades estadounidenses y brasileñas.

En ese entonces, Odebrecht pidió hacer uso del nuevo sistema de justicia acusatorio que permite el resarcimiento del daño. Ese esquema lo había estrenado el poderoso grupo gasolinero Hidrosina, según mis fuentes, que devolvió los muchos millones de pesos que recibió como inversión del ex gobernador Javier Duarte. Ese dinero retornó a las arcas veracruzanas, de acuerdo a lo revelado por el procurador Raúl Cervantes y el mandatario Miguel Ángel Yunes.

Lo que planteó Odebrecht en la negociación era dar los 10.5 millones de dólares y confesar a quién sobornaron, a cambio de inmunidad para los ejecutivos de la constructura. El ofrecimiento fue rechazado.

Después, según los mismos informantes, dobló la oferta a 20 millones de dólares. Y se topó con la misma respuesta del gobierno mexicano.

Hace tres días, personal de la PGR viajó a Brasil para interrogar a quien era el número uno del consorcio, Marcelo Bahía Odebrecht. En la visita, los abogados del otrora poderoso empresario –ahora tras las rejas– ofrecieron a México 40 millones de dólares. La PGR tampoco aceptó. Su postura es que no aceptarán acuerdos de reparación del daño con empresas que activamente iniciaron actos de corrupción. Diferencian el caso de la constructora del consorcio gasolinero en que Odebrecht habría sido activa corruptora de Pemex e Hidrosina habría recibido una inversión de un prestanombres de Duarte –aseguran en la PGR– sin saber que se trataba de dinero público.

En la indagatoria, el ministerio público mexicano ha estado en coordinación con las autoridades de Estados Unidos, y según la información a mi alcance, ha detectado pagos en paraísos fiscales a funcionarios mexicanos y contratos que fueron autorizados ¡en menos de 24 horas!

Lo que aún no ha sido revelado es el nombre de quién o quiénes de Pemex recibieron los sobornos de Odebretch. Según la parte mexicana, la fiscalía de Brasil no se los ha dicho ni siquiera informalmente. Pero hay fecha: Brasil lo dirá el 2 de junio, dos días antes de las elecciones en Estado de México, Nayarit y Coahuila. Dinamita política.

SACIAMORBOS

La noche del miércoles La Maestra obtuvo el jugoso beneficio de un auto de libertad para otro de sus delitos. Y, lo nunca visto, fast track se hicieron todas las notificaciones entre los tribunales involucrados. La corrupción en el Poder Judicial alcanza niveles de escándalo. Y ella, en este México de impunidad, tiene un pie y medio fuera del hospital-cárcel en el que tantos privilegios ha recibido.

 


Artículos Recomendados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Diseñado por Octopus Agencia de Marketing Digital