Dijiste que empezabas el lunes…

jazminok

Dijiste que empezabas el lunes y… adivina qué día es hoy.

Posiblemente hace muchos lunes atrás tuviste la plena intención de hacer un cambio en tus hábitos ya sea por salud o porque, sinceramente, te gusta verte bien, y no, no es ego, es simple amor propio, porque no podemos negar que a todos nos brillan los ojitos cuando la ropa nos queda a la medida.

La emoción de las 12 uvas de año nuevo se fue acabando semana tras semana mientras se te pasaba la vida en el trabajo, la familia o las actividades diarias. Estamos en ese punto del año en el que la mayoría de las personas deja sus propósitos para el siguiente, pensando en que no podemos hacer nada más si a este año le quedan pocos meses o que seguramente habrá otra oportunidad y, sin más, así nos vamos año tras año.

En el top de las buenas intenciones están, por supuesto, bajar de peso y hacer ejercicio; ocho de cada diez personas recuperan el peso que perdieron y un poquito más, pero no tú, no esta vez… antes de que te abrumes o quieras tirar la toalla hasta el próximo año quiero compartirte la pregunta que te ayudará a enfocarte, pues tampoco se trata de salir corriendo a querer hacer todo en cuatro meses. Ser multitasking no funciona, sólo recuerda el dicho que dice que “el que mucho abarca poco aprieta”, así que ahí te va:

Si hubiera una sola meta que te gustaría lograr, ¿cuál sería?

Quizá sea bajar de peso, hacer ejercicio o dejar de fumar, el secreto en esto es enfocarte en una sola cosa a la vez, ese es el truco para poder cambiar tus hábitos de forma permanente, tener la plena intención de hacer un sólo cambio y tomar acción.

Si ya tienes tu meta definida es momento de dar tu primer paso, no tienes que conocer todo el camino, ahí precisamente radica el primer error, nos dan nervios porque queremos tener todas las respuestas, pero el universo no funciona así, puedes tener la seguridad que al dar tu primer paso, el camino va a ir apareciendo.

Divide tu meta en unas más pequeñas que puedas medir, como por ejemplo un kilo por semana, si el año tiene 52 semanas, revisa cuantas semanas te quedan y realiza tu pronóstico. No te aseguro que en unos meses vas a lograrlo, ya que por ejemplo, si quieres bajar de peso, no es lo mismo querer bajar cinco kilos a 15 o a 45, pero si comienzas hoy, vas a tener un buen avance para fin de año y una buena base para el cambio permanente.

Esa es tu tarea esta semana, definir tu meta y hacerla medible, la próxima semana te voy a compartir “Herramientas para ejercitar voluntades” y juntos vamos a descubrir que ser saludable es un camino que se disfruta, no un destino al que se tiene que llegar.


Artículos Recomendados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Diseñado por Octopus Agencia de Marketing Digital